top of page
  • Foto del escritorMujeres Fuertes Costa Rica

Habilidades de límites 101 para festivales —& la vida


limites para los festivales, mujeres fuertes autodefensa

¿De camino a algún festival? ¡Refrescá tus habilidades de límites antes de ir para poder tener la experiencia más integradora, alineada y divertida!


El lema de Mujeres Fuertes Autodefensa es, “Encuentra tu NO, Vive tu SI.” Creo que cuando entendemos nuestros límites y tenemos las herramientas para expresarlos (y defenderlos si es necesario), estamos mejor equipades para encarnar nuestro “SI”, para vivir con apertura y curiosidad, y para disfrutar conexiones profundas, placer y juego.


Los festivales son espacios únicos para la exploración, la expansión de límites y ampliar las zonas de confort. Ésto es algo maravilloso, mientras vayamos con autoconciencia, comprensión funcional del consentimiento y una caja llena de herramientas para mantenerse a salvo.


Es mi deseo que cada asistente a un festival, bailarín, amante y buscador pueda experimentar la magia de ésos lugares con confianza, seguridad y agencia. Para conseguirlo, abajo compartiré 6 herramientas para establecer límites y comunicación asertiva.


¡Espero que empoderen tu viaje en los festivales y en tu día a día!


Antes de sumergirnos recuerda:

  1. Los límites son personales. Nadie te puede decir a dónde están los tuyos, ni viceversa.

  2. Los límites pueden cambiar. Está bien y es totalmente normal querer una cosa un día y algo diferente al siguiente. Vos decides cómo y cuándo tus límites cambian.

  3. Dependen del contexto. Tus límites pueden ser distintos con personas diferentes o en espacios y situaciones distintas, y de nuevo, ¡éso está bien y es normal!.

  4. Nunca es muy tarde para establecer un límite. Siempre puedes avisar a alguien un minuto, una hora o un año después que han cruzado una línea.

  5. Eres el responsable de comunicar tu límite, pero no eres responsable de cómo los demás reaccionan ante éso. Usualmente la gente que reacciona negativamente a tus límites son quienes se benefician de que no tengas ninguno.

  6. Siempre hay (por lo menos) dos lados del consentimiento. Trata los límites ajenos de la forma en la que te gustaría que traten los tuyos.

  7. Cuando tengas dudas, confía en tu intuición. Si se siente incorrecto, inseguro o no deseado, es porque lo es.


limites para los festivales, mujeres fuertes autodefensa
Foto por Hestia Photography Experience

6 Herramientas de establecimiento de límites para una experiencia de festival segura y expansiva.


1. Escucha tu intuición


A menudo interiorizamos el condicionamiento social de que todos los demás saben más sobre nuestros límites y nuestros cuerpos que nosotres mismes. De hecho, sabemos muy bien cuando una situación es insegura y, por el contrario, cuándo podemos relajarnos y calmarnos. La intuición es la voz suave y tranquila que susurra en tu interior: “Si”, “No”, “De esta manera si, y de esta no”, “Peligro”, “Todo claro”. El truco es aprender a escuchar y luego confiar en ésa voz.


La intuición nos advierte cuando una persona, lugar o situación es potencialmente peligrosa. Puede sentirse como una presión en el pecho o el vientre, temblores en las manos o las piernas, zumbidos en la frente o una sensación general de tensión o cierre. Y nos guiará para saber cuándo confiar en nuevos amigos o sumergirnos en aventuras “arriesgadas”. Eso puede sentirse como apertura en el pecho, relajación o suavidad en el vientre o mandíbula, o una sensación general de atracción por algo. Cuanto más atención prestemos a éstos signos y los abordemos con nuestra mente intuitiva, más precisa se volverá.


2. Estar atente


La atención es clave para sentirse y estar en seguridad, no importa dónde estemos. Estar conscientes de nuestro entorno (sin estar estresado o tenso) nos ayuda a identificar el peligro o el riesgo desde antes de que se convierta en una emergencia; también nos puede ayudar a orientarnos en un nuevo entorno, observar más detalles y belleza en el camino, y disfrutar nuestra aventura con presencia de todo nuestro cuerpo. A medida que nos valemos más y más de la tecnología para la navegación y comunicación, podemos sentir la necesidad de revisar nuestros teléfonos frecuentemente, incluso en los festivales. Pero lo mejor que podés hacer es mantener los ojos arriba, el teléfono guardado, verse y actuar con confianza y en calma.


Un lenguaje corporal atento comunica al mundo exterior que sos una persona confiada y estás alerta (y lo estás). Y así envías un mensaje a tu propio cerebro de que no tenés miedo de tomar el espacio, aumentando tu auto confianza y seguridad a un nivel celular.


La postura de poder


3. Decir no


Recuerda, tienes derecho a establecer los límites que se sienten bien para vos, sin necesidad de una explicación. Con las multitudes y la estimulación del ambiente de festival, a veces te toca decir “no” a un baile, a un abrazo o a cualquier número de otras invitaciones. Puede ser un “no” con una sonrisa o un “no, pero muchas gracias”. Sin embargo si el mensaje no se logra transmitir con una comunicación amable y cortés, se necesita mayor asertividad: “Dije que no” repetidas veces, con un tono de voz uniforme y una postura confiada, por lo general logra resultados.


“No” es una frase completa, que no requiere ni disculpas ni explicaciones. No caigas en la trampa de negociar sobre tu no, o terminarás gastando tu tiempo y energía en conversaciones, situaciones y personas que realmente no quieres. Claro que puedes disculparte o explicar si quieres. El punto, como estoy constantemente recordando a las estudiantes de mis clases de autodefensa, es que es una decisión no una obligación.


4. Sé un disco rayado


Cuando se trata de acoso (toques, coqueteos u otros comportamientos indeseados) una técnica similar funciona bien. Elija una línea, por ejemplo: “No quiero hablar ahora”. “No me toques”. “¡Déjame en paz!”. Y apégate a ella. Es difícil discutir sobre o manipular la repetición implacable. Sé un disco rayado, repite tu única línea asertiva hasta que la persona capte el mensaje. No hay necesidad de gritar o ponerse a la defensiva a menos que el acosador se vuelva más amenazador.


Un tono bajo y uniforme, un lenguaje corporal confiado y el rechazo a entrar en negociaciones “pero ¿por qué? Vamos… sólo estoy siendo amable”, etc, puede detener muchos comportamientos no deseados. Incluso en los espacios de los festivales, donde la cultura de consentimientos tiende a ser dominante y las vibraciones son altas, es bueno estar preparado para poner fin a las interacciones no deseadas o situaciones incómodas y potencialmente inseguras.


5. Nombrarlo y transformarlo


Una estrategia alternativa puede ser “nombrar” el comportamiento que queremos cambiar o detener. Ésta es una de mis técnicas favoritas. Primero nombramos el comportamiento: “Tu mano está en mi pierna”, “Me estás mirando fijamente”, “Me estás siguiendo”, sin preguntas ni calificaciones. Las preguntas invitan respuestas, negación o negociación. En una situación peligrosa o incómoda, no queremos empezar una conversación o discutir sobre los hechos; sólo queremos hacer los cambios necesarios para sentirnos seguras.


Después de nombrar el comportamiento, demandamos el cambio que querés ver: “Dejá de tocarme”, “Déjame en paz”, sin sentirse obligada a pedir amablemente o decir por favor. Si una vez no es suficiente, podemos volver a la repetición hasta que el mensaje llegue.


Me encanta ésta técnica por varias razones. Primero, no deja espacio para la duda, ambos sabemos que está pasando aquí y no vamos a discutir sobre éso. Segundo, alerta a otros de la situación que sucede. Finalmente, establece un límite: “Estás haciendo ésto. No quiero que lo hagas. Detente”. Si el comportamiento persiste, entonces sabremos que ésa persona no respeta nuestros límites y no le importan nuestras necesidades.


limites para los festivales, mujeres fuertes autodefensa
Foto por Hestia Photography Experience

6. No tengas miedo de ser ruidoso


Si la situación lo amerita, también podés subir el volumen. Se ha demostrado que gritar previene hasta el 50% de las agresiones contra las mujeres. La voz es una poderosa arma de autodefensa. Para gritar de manera efectiva, asegúrese de usar su abdomen (los cantantes, actores y oradores públicos ya sabrán cómo hacerlo) para proteger sus cuerdas vocales y darle más potencia y resonancia a su voz.


¡Les animo a probar ésto en casa! Reúne a algunos amigos, pongan música fuerte y practiquen gritar “!NO!” tan fuerte como puedan. Recuerda gritar desde tu centro; puede ser útil mantener las manos sobre el vientre como un recordatorio táctil de la respiración al practicar.


Habilidades de límites 101 para festivales —& la vida (en YouTube)



 

Sobre la autora / About the author


Toby Israel es la fundadora y facilitadora de Mujeres Fuertes Costa Rica. Instructora de defensa personal (Certificación Completa, ESD Global) y maestra de yoga, facilita retiros y talleres para inspirar y transformar a partir de la conexión con nuestra fuerza interior. Vino a Costa Rica en 2017 para sacar su maestría en la Universidad para la Paz. Se quedó por el sol, la papaya y la comunidad.


Toby Israel is the founder of Mujeres Fuertes Costa Rica. As an ESD instructor (Level 4, ESD Global & Trainer of Trainers) and yoga teacher, she facilitates retreats and workshops designed to inspire and transform through connection to our inner strength. She came to Costa Rica in 2017 for a Master's degree from the University for Peace. She stayed for the sunshine, the papaya, and the community.

 
16 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page